Versión para imprimir, PDF y correo electrónico

El diseño es algo que a menudo se pasa por alto, pero es de suma importancia, especialmente en el trabajo. De hecho, es uno de los elementos imprescindibles a tener en cuenta a la hora de escribir en el trabajo. Además, debes saber que el lector es sobre todo sensible a la maquetación que permite tener una impresión de la calidad del documento. Por lo tanto, un documento de kilometraje sin un buen diseño se verá como un desastre. Entonces, ¿cómo logras que tu diseño sea el correcto?

Pon espacios en blanco

Es importante poner espacios en blanco para que el contenido sea apetecible. Para hacer esto, considere dejar márgenes en el texto usando blanco rodante. Esto incluye los márgenes derecho, izquierdo, superior e inferior.

En el caso de un documento A4, los márgenes se estiman generalmente entre 15 y 20 mm. Este es el mínimo para una página bien ventilada.

También hay un espacio en blanco que ayuda a evitar el efecto de sobrecarga y que permite resaltar una imagen o un texto.

Un título bien escrito

Para hacer un diseño exitoso, también debe asegurarse de escribir un título correcto y colocarlo en la parte superior de la página. En términos generales, el ojo del lector recorre una página impresa de izquierda a derecha y de arriba a abajo. En este sentido, el título debe colocarse en la parte superior izquierda de la página. Lo mismo ocurre con los intertítulos.

LEER  Plantilla de correo electrónico para disculparse con un supervisor

Además, no es necesario poner todo el título en mayúscula porque una oración en minúscula se lee más fácilmente que un título en mayúscula.

Fuentes estándar

Para un diseño exitoso, dos o tres fuentes son suficientes en el documento. Uno será para títulos, otro para texto y uno final para notas al pie o comentarios.

En el ámbito profesional, es recomendable estar sobrio utilizando las fuentes serif y sans serif. La legibilidad está garantizada con fuentes Arial, Calibri, Times, etc. Además, se deberían prohibir los guiones y las fuentes sofisticadas.

Negrita y cursiva

También son importantes para un diseño exitoso y permiten resaltar oraciones o grupos de palabras. La negrita se usa a nivel del título, pero también para enfatizar ciertas palabras clave en el contenido. En cuanto a la cursiva, también permite distinguir palabras o grupos de palabras en una oración. Dado que es menos llamativo, generalmente se detecta durante la lectura.

Los símbolos

También debe recordar usar símbolos para un diseño exitoso al escribir profesionalmente. En este sentido, los guiones son los más antiguos pero hoy en día estos son reemplazados paulatinamente por las balas.

Permiten estimular la lectura al tiempo que dan ritmo al texto y atraen la atención del lector. Le permiten obtener listas con viñetas que permitirán un texto más legible.

LEER  Las mejores fórmulas educadas para tus correos electrónicos